Es lo que es

Ineficacia de Guaidó, complacencia de Borrell y delitos de Saab: Duras declaraciones de Machado en ABC

Comparte en

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram

La opositora venezolana, María Corina Machado (Caracas, 1967) fue una de las mujeres que más le plantó cara a Hugo Chávez.

ABC

La recordarán cuando interpeló al expresidente en la Asamblea Nacional y este le mandó callar. Pero aunque la han tratado de silenciar e inhabilitar políticamente, ella sigue firme en Venezuela luchando para sacar a Nicolás Maduro del poder.

Su estilo combativo y radical le ha costado detractores, sobre todo en las filas de la propia oposición. Hoy habla con ABC sin cortapisas sobre las elecciones del 21-N, el papel de Borrell y el Gobierno interino de Juan Guaidó.

La extradición de Álex Saab a EE.UU. ha generado cierta expectativa por lo que pueda confesar sobre el régimen de Nicolás Maduro.

¿Cree usted que va a hablar?

El señor Saab ha actuado como bisagra entre el régimen de Maduro y actores como Irán, Turquía, China, Rusia, así como con redes del crimen organizado y, hay que decirlo, con actores que se han hecho llamar ‘oposición’. Es indiscutible que Saab tiene una cantidad de información valiosísima para desnudar la naturaleza criminal del régimen y de sus aliados. Yo no quiero especular, pero Maduro se ha movido y tiene aquí (en Venezuela) a su familia, seguramente buscando usarla como rehenes para que Saab no diga lo que sabe.

Precisamente, por esta extradición, la dictadura se levantó de la mesa de negociación en México ¿Podía salir algo positivo de estos diálogos?

Es posible una resolución exitosa del conflicto en Venezuela a través de una negociación. Pero no esta. Con las mismas condiciones y mismos actores no se puede conseguir un resultado distinto. Es evidente que el equilibrio de fuerzas que se exponen en México es desfavorable para la fuerza democrática del país. Yo creo en una negociación que busque la libertad de Venezuela, no la cohabitación con la tiranía. El propósito debe ser desmontar una estructura de poder mafiosa, no conseguir mejores condiciones para ir a unas elecciones. Este proceso de diálogo favoreció al régimen y ya obtuvieron lo que querían que fue su reconocimiento con la firma del memorando de entendimiento.

La oposición dice que no hay condiciones para ir a elecciones ¿Qué sentido entonces tiene participar?

Un momento, ¿qué oposición?

La Plataforma Unitaria…

Un sector de la oposición querrá decir… que en mi criterio ya se rindió porque cuando esos partidos dicen que van a participar en las elecciones ¿qué es lo que están buscando en México? El 21-N es una operación bien calculada por la tiranía para hacernos retroceder en lo que hemos logrado en los últimos dos años de lucha. Logramos que el mundo asumiera que esto no es una dictadura sino un complejo sistema criminal, adaptativo y perverso, y que no se reconociera a Maduro como presidente.

¿Qué propone Maria Corina para salir de Maduro?

No es una opción fácil y además la hemos intentado. Es asumir que estamos frente a secuestradores. Cómo se resuelve está situación –se pregunta–, rodeándolos, aislándolos y creando las condiciones para que tengan incentivos para dejar el poder. Se pueden parar los mecanismos de ingreso de inteligencia al país, un embargo de armas y ser más agresivos en cortar las fuentes de financiamiento ilegal.

Tras más de dos años de Gobierno interino ¿Cómo valoras la gestión de Juan Guaidó al frente de la oposición?

Yo fui una de las primeras en promover la formación de un Gobierno interino porque su objetivo era desmontar la tiranía para dar inicio a un proceso de transición. Guaidó tuvo la oportunidad histórica más grande que hemos tenido para desplazar a Maduro y su régimen: todo el apoyo popular, de los partidos políticos y el apoyo internacional. Todo lo tuvo y desgraciadamente no logró echar a Maduro. El Gobierno interino lo destruyó el propio interino. Es una tragedia.

¿Por qué?

En primer lugar porque hemos tenido una dirección política que ha sido errática, contradictoria y débil y eso se ha trasmitido a una sociedad que no se siente representada. Lo segundo, por su opacidad en el manejo de los recursos. Si algo ha destruído a Venezuela es la corrupción monumental del régimen, por eso es inconcebible que no haya transparencia. Lejos de procesar las demandas ha atacado a quienes lo han solicitado. Nosotros hemos solicitado rendición de cuenta por medio de la facción 16-J en el Parlamento y hemos sido rechazados. Y la tercera razón es por sus juntas. Yo muchas veces le dije a Guaidó «apóyate en la gente». Desgraciadamente optó por rodearse de la estructura del G-4 que se arrogó la representación de la oposición venezolana.

¿La figura de Juan Guaidó está desgastada?

Vamos a remitirnos a los hechos. El Gobierno interino y Juan Guaidó surgieron del apoyo de una Asamblea Nacional electa. ¿Hoy tienen esos votos? Yo no lo creo.

¿Guaidó debe renunciar?

El país demanda la construcción de una dirección política distinta. Esa obsesión de que tiene que haber un mesías o una persona que decida es un error. No es momento de partidos políticos, es el momento del ciudadano.

Se ha cuestionado a Guaidó y a López por el supuesto manejo irregular de los activos en el exterior entre ellos los de la empresa Monómeros. ¿Cuál es su opinión en este tema?

Es uno de los eventos que más rechazo ha producido en los venezolanos porque si algo repudiamos es la corrupción del régimen y su práctica de señalar cuando se hace una denuncia. Es muy lamentable que esto se esté reproduciendo en el interinato. Lo que se está haciendo con Humberto Calderón Berti, que tiene una larguísima trayectoria como servidor público, y nunca ha sido objeto de señalamiento. Al contrario se le reconoce como una persona proba e íntegra, de manera que señalarlo por la denuncia que realizó es inconcebible. Si el señor López quiere acudir a la vía judicial está en su derecho y puede ser la vía para responder y aclarar tantas demandas que se le han hecho a él y al Gobierno interino sobre el manejo de estos fondos.

Hablemos ahora del Alto Representante de la UE, Josep Borrell, ¿Cree que intenta blanquear a Maduro?

Es muy lamentable el papel del Alto Representante porque no es la primera vez. Ha habido múltiples posiciones de Borrell que claramente buscan darle legitimidad y estabilidad a la tiranía de Maduro. Yo tengo claro que esa no es la posición de Europa. Debo decir que el Parlamento Europeo se ha convertido en la gran plataforma de denuncias de la violación sistemática de los derechos humanos en Venezuela.

¿Se pudo reunir con la misión exploratoria de la UE cuando fue a Venezuela?

Cuando se decidió que la misión de observación viniera, inmediatamente pedí reunirme con ella. Fue muy difícil. Algunas personas me dijeron que venían con instrucciones de no escucharnos. Sin embargo, los técnicos se reunieron con nosotros.

¿Sobre qué conversaron?

Les expuse la barbariedad en términos técnicos electorales, la gravedad de la ausencia total del estado de Derecho y, por supuesto, de cómo es la vida hoy en Venezuela. Les dije claramente que el propósito de Maduro es utilizarlos para legitimarse y lo que iban a ganar es que ellos perdieran la credibilidad.

¿Por qué cree que Borrell ocultó el informe de la misión?

Nosotros hicimos una campaña para preguntar dónde estaba el informe. Recogimos firmas y las enviamos a la oficina del señor Borrell solicitando que se hicieran públicas las conclusiones del informe. Es lamentable que algunos burócratas pasen por encima de las opiniones de los técnicos. Insisto: hacen daño a Venezuela, pero también le hacen daño a la Unión Europea.

Scroll to Top