Vía Billiken

Se estrenó en 2020, comparte su estructura con una torre de menor altura y alcanzó el título por una diferencia de solo cinco metros.

El edificio más alto de Latinoamérica es una moderna torre de México, que se construyó en la ciudad de Monterrey y conserva su récord internacional desde comienzos de 2020.

A primera vista, es un rascacielos impactante, que está revestido con vidrios y comparte las instalaciones con otra construcción moderna, de menor altura.

Así es. El edificio más alto de Latinoamérica permanece unido, a la altura de su base, con una torre que integra el mismo complejo residencial, comercial y de oficinas.

Tras la aprobación del proyecto y el inicio de la obra, que tuvo lugar en diciembre de 2016, el edificio permaneció cuatro años en construcción y, finalmente, abrió sus puertas en marzo de 2020.

Al momento de su apertura, la Torre Obispado se convirtió en el rascacielos más elevado de México y de Latinoamérica, con sus fabulosos 305 metros de altura. Al mismo tiempo, también se posicionó en el puesto 25 del ranking continental.

De esta manera, quienes visiten la ciudad de Monterrey y lleguen a la intersección entre la avenida Hidalgo y la calle cerro del Topo, no solo podrán apreciar su aspecto exterior, sino ingresar a los espacios públicos que alberga en su interior. 

¿Qué hay en el interior del complejo que integra la Torre Obispado? 

Como hemos mencionado al comienzo de la nota, el edificio más alto de Latinoamérica forma parte de un complejo mixto que comparte con otra torre de 156 metros de altura. 

Entonces, aquellos turistas o locales que accedan a la construcción más elevada, deben saber que está dividida en 62 niveles y tiene: 

  • Un hotel de lujo, que ocupa ocho pisos. 
  • Una empresa que se distribuye en nueve pisos. 
  • Un centro comercial en su planta baja. 
  • Un total de 42 pisos de oficinas. 

Finalmente, al desplazarse hasta la segunda torre de 42 niveles, con la que comparte el centro comercial y un estacionamiento de 12 plantas, es posible encontrar: 

  • 175 departamentos. 
  • 12 residencias. 
  • 4 penthouse de hasta 315 metros cúbicos. 

¿Por qué la diferencia con el segundo edificio más alto de Latinoamérica es mínima? 

La Torre Obispado es el edificio más alto de Latinoamérica desde hace tres años, ya que superó por solo cinco metros a la Gran Torre Costanera de Santiago de Chile (300 metros de altura) que conservó el récord desde 2012 hasta 2020. 

De todas formas, un suceso similar podría ocurrir en breve y, en esa ocasión, sin abandonar la ciudad de Monterrey, donde se construye, desde el 2022, la Torre Rise. 

Según los planos originales, este rascacielos estrenará sus 83 pisos en 2026 y, con sus 475 metros de altura, desplazará ampliamente a la Torre Obispado.