Es lo que es

Los 100 años del descubrimiento de la tumba de Tutankamón (FOTOS)

Comparte en

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram

El 4 de noviembre de 1922 fue descubierta la tumba del faraón más mítico de la historia, cerca de Luxor, Egipto. Hoy se inauguró la casa-museo Howard Carter en honor a su descubridor.

Por: DW

El arqueólogo Howard Carter descubrió la tumba casi intacta del faraón Tutankamón en el Valle de los Reyes, cerca de Luxor (sur de Egipto) el 4 de noviembre de 1922, un evento central en la historia de la arqueología que impulsó la fascinación global por el Antiguo Egipto que perdura al día de hoy.

Cien años después, el mundo celebra esta efeméride y la sitúa en el centro de la agenda cultural de museos, universidades y bibliotecas; pasión que ha impregnado también la cultura popular y cuyo reflejo se puede ver en redes sociales bajo los hashtag #Tutankhamon #Egyptomania o como inspiración para infinidad de películas, novelas y videojuegos.

Un hallazgo afortunado

De acuerdo con Nubi Abdelrasul, un habitante de Luxor y cuya familia se dedicaba a las excavaciones y a la agricultura, la relación de su clan con Carter empezó cuando la Autoridad de Antigüedades de Egipto designó a su familia para labores de excavación.

«Mi abuelo, Mohamed Abdelrasul reclutó a los trabajadores en la familia y a otros de un pueblo cercano, ya que en aquella época no había tanta población», explica Nubi.

De acuerdo con el relato de la familia, Hassan Abdelrasul, padre de Mohamed, con tan solo 12 años, ayudaba a su abuelo trajinando agua a lomos de un asno para saciar la sed de los trabajadores hasta que un día uno de los botijos cayó al suelo y formó un pequeño hoyo.

Los trabajadores empezaron a cavar en la zona donde se filtró el agua y descubrieron el primer escalón de la entrada de la tumba.

«Carter empezó a correr y alzó al niño gritando: ‘¡Hoy es el día de los días!’, explica Nubi, sobre cómo la torpeza de su progenitor fue el motivo de uno de los descubrimientos más importantes de la historia.

Inauguran en Luxor la casa-museo de Carter

Al margen, Egipto inauguró este viernes la casa-museo de Howard Carter en la ciudad turística de Luxor, cerca de donde el egiptólogo inglés descubrió hace exactamente cien años la tumba del faraón más mítico de la historia.

La inauguración de la «Casa de Carter» tuvo lugar, tras unas obras de restauración, en el marco de la celebración en el país del centenario del descubrimiento de la tumba de Tutankamón, uno de los reyes de la dinastía XVIII, quien gobernó entre 1334 y 1325, a.C.

El secretario general del Consejo Supremo de Antigüedades de Egipto, Mustafa Waziri, explicó que el proyecto de restauración duró nueve meses y fue financiado por la Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional.

En su interior, los turistas pueden ver mapas, libros antiguos y un taller de pintura de Carter, así como muebles antiguos y una réplica de la tumba de Tutankamón. Cabe recordar que se trata de un gran tesoro compuesto por más de 6.000 piezas.

Réplicas de oro Ataúdes magníficos y cantidades enormes de oro fueron encontrados en la cámara funeraria de Tutankamón. Los ataúdes de la imagen parecen engañosamente reales, pero en realidad son réplicas. Más de 1.000 objetos han sido reproducidos para mostrar cómo eran las cámaras funerarias del faraón.
El original Los hallazgos originales fueron trasladados continuamente durante el siglo XX. Entre otros países, fueron exhibidos en Estados Unidos, Japón, Rusia y la entonces Alemania Occidental. En la actualidad se usan réplicas, con el fin de conservar mejor los originales. Quien quiera ver el sarcófago real de Tutankamón, incluida la máscara mortuoria, deberá viajar a El Cairo y visitar el Museo Egipcio.
La tumba en el Valle de los Reyes La momia de Tutankamón, sin embargo, sigue en el lugar donde fue depositada por sus súbditos y donde Carter la descubrió: en el Valle de los Reyes, cerca de la ciudad de Luxor. Durante los trabajos de reparación realizados en 2019 se instaló una nueva plataforma en la cámara funeraria, desde la cual los visitantes tienen una excelente vista del sarcófago y las pinturas murales.
Exhibido sin protección Sin el sarcófago, apenas envuelto en lino, pudo verse en algunas ocasiones el cadáver momificado de Tutankamón. En la imagen aparece en una habitación subterránea y climatizada. El objetivo de las reparaciones era proteger mejor a la momia de las fluctuaciones de la humedad y el polvo que traerían los visitantes en el futuro.
Conservado para la eternidad La momia de Tutankamón es la única de los antiguos faraones egipcios que aún se encuentra en el Valle de los Reyes. La designación científica para su tumba es KV62, en la que KV significa «King’s Valley (Valle de los Reyes). El 62 señala que la tumba fue la número 62 descubierta en el lugar.
Sociedad femenina En las paredes de la cámara mortuoria hay magníficas pinturas que ilustran la vida y muerte de Tutankamón. Estas imágenes han hecho compañía al niño rey -tenía 18 o 19 años al morir- durante milenios en su morada funeraria. Las pinturas murales también fueron cuidadosamente limpiadas durante los trabajos de restauración, que se extendieron por tres años.
El dios animal al lado Este dibujo también brilla con nuevo esplendor desde la restauración. El babuino, también conocido como papión sagrado, era un animal adorado en el antiguo Egipto. Se lo consideraba muy inteligente y servía como modelo a seguir para los jóvenes estudiantes. ¿Acaso debe seguir estudiando en el más allá el joven faraón?
Subterráneo profundo Los antiguos egipcios cavaban las cámaras funerarias de sus faraones bien hondo bajo tierra para protegerlos de los ladrones de tumbas. En el caso de Tutankamón tuvieron éxito durante mucho tiempo. De hecho, el faraón pudo descansar en paz más de 3.000 años. Ahora multitudes de turistas recorren los pasillos subterráneos del lugar.
El descubridor Fue el egiptólogo Howard Carter quien descubrió la tumba de Tutankamón el 4 de noviembre de 1922 en el Valle de los Reyes. Pero antes de abrir el sarcófago, telegrafió a su financista, Lord Carnavon: «He hecho un magnífico descubrimiento. Puerta con sellos intactos. Cerré todo a su espera. ¡Felicitaciones!».
Demasiados turistas Zahi Hawass, exsecretario general de la Administración de Antigüedades de Egipto e iniciador de los trabajos de restauración, aboga por cerrar la tumba y hacer una copia fiel para ser mostrada a los visitantes. «Si seguimos permitiendo un turismo de masas acá», dice convencido, «la tumba no sobrevivirá otros 500 años».
Un nuevo palacio para Tutankamón En 2002 se puso la primera piedra del museo arqueológico más grande del mundo. En realidad debió estar listo hace mucho, pero los trabajos se fueron demorando. Por ello, la inauguración y la fiesta, planificadas para el 4 de noviembre -día del descubrimiento de la tumba- no podrán realizarse. En el futuro, todo el ajuar funerario del faraón será exhibido en este lugar, pero no su momia

Scroll to Top